Próximos cursos presenciales
Crónica del Viaje Guiado por las joyas desconocidas del romįnico rural segoviano, el 27/03/10


All rights reserved. The contents of: "STORY OF GUIDED TRAVEL TO UNKNOWN RURAL ROMANESQUE IN SEGOVIA. 27/03/10" are property of © Arteguias.com


Todos los derechos reservados.
Los contenidos de "CRÓNICA E IMÁGENES DEL VIAJE POR LAS JOYAS DESCONOCIDAS DEL ROMÁNICO SEGOVIANO. 27/03/10" son propiedad de © Arteguias.com

Crónica e imágenes del Viaje Guiado por las joyas desconocidas del románico rural segoviano, el 27/03/10

Con frío pero con sol y con la habitual puntualidad, partimos desde la madrileña Plaza de Cristo Rey al encuentro de una serie de joyas románicas segovianas que, bien por quedar eclipsadas por la riqueza del románico capitalino, o bien por estar ocultas al exterior por reformas tardías, han pasado hasta hace pocos años relativamente desapercibidas tanto para eruditos como para viajeros aficionados.

Galería porticada de Sotosalbos

Tras las pertinentes explicaciones introductorias durante el trayecto de ida con el fin de contextualizar histórica y artísticamente las obras a visitar, y después de una rápida parada en Torrecaballeros para desayunar; llegamos a la iglesia de San Miguel Arcángel de Sotosalbos: sin duda, la menos desconocida de cuantas joyas nos aguardaban a lo largo de la jornada.

Explicaciones sobre la iconografía del pórtico románico de Sotosalbos

En ella, las explicaciones se centraron principalmente en el programa iconográfico desplegado en la galería porticada abierta al costado sur del templo, tanto en sus capiteles como en su exuberante cornisa. En su interior, no pasaron tampoco desapercibidos los restos de pintura mural descubiertos no hace mucho en los muros absidales.

Prácticamente sin tiempo para quitarnos los abrigos, muy necesarios a primera hora de la mañana, desembarcamos en la vecina localidad de Pelayos del Arroyo, donde su iglesia, caracterizada por su sencillez exterior, oculta dentro de su reformado porche, antaño galería porticada, una interesantísima portada románica. Ya en el interior del edificio, llamaron especialmente la atención entre los asistentes el ciclo de pinturas murales sobre la vida del santo titular San Vicente conservado en el muro sur de la nave.

El grupo disfrutó de la belleza del interior de la iglesia de Caballar

A continuación, superadas con éxito las estrecheces que para el autobús planteaba el acceso a Caballar, la expedición se dirigió a su iglesia parroquial, emplazada en el punto más alto de la localidad y desde donde se podían contemplar bellísimas panorámicas. Del citado templo, dedicado a la Asunción de Nuestra Señora, la práctica totalidad de los visitantes coincidieron en destacar tanto la armónica sobriedad de sus volúmenes interiores, como la expresividad de sus capiteles. Igualmente, llamó la atención la portada sur, oculta al exterior bajo un reformado porche heredero de una primitiva galería porticada en parte recuperada.

Frente al ábside de la iglesia de Santiago de Turégano

Cuando por fin el sol calentaba, llegamos a Turégano, donde tras comentar brevemente el exterior del ábside de la Iglesia de Santiago, accedimos al restaurante "La Casa Vieja", donde pudimos disfrutar de un menú en el que no podía faltar ni la sopa castellana ni los renombrados judiones de La Granja.

Capitel semiescondido en la puerta occidental de la iglesia de San Miguel. Turégano

Ya por la tarde, un agradable paseo por la preciosa villa de Turégano nos condujo a los mismos pies del castillo, un edificio cuyo aspecto defensivo exterior, oculta en su interior una magnífica iglesia románica de tres naves que a la postre, resultó idónea para aclarar sobre el terreno ciertas dudas acerca de la nomenclatura de los distintos tipos de arcos presentes en un templo románico.

Interior de la iglesia del castillo de Turégano

Finalizada la visita a tan particular iglesia, los más audaces no dudaron en desafiar las tortuosas escaleras que daban acceso a las estancias más elevadas del castillo, desde donde se divisaban paisajes propios de una postal.

Castillo de Turégano

La última de las joyas desconocidas del románico segoviano visitada fue la Iglesia parroquial de Torreiglesias, de nuevo un ejemplo idóneo para ilustrar el leitmotiv principal de la jornada: un edificio aparentemente simple al exterior que esconde, tras un reformado porche moderno, una maravillosa portada cuajada de figuración animal real y fantástica que sirvió para poner sobre la mesa las distintas connotaciones simbólicas de cada una de las especies allí representadas.

Por último, y tras una última parada en Torrecaballeros, emprendimos viaje de regreso a Madrid. Muchas gracias a todos y todas por vuestra asistencia y nos vemos en el próximo viaje.

Más información en:

Tel:
91 4480884

Suscripción
 
Tiendas
 
Página Principal
 
Viajes Guiados

Acceso a cursos de arte por Internet


Comprar libros Historia Medieval

LIBROS PARA CONOCER EL CONTEXTO SOCIAL, POLÍTICO Y CULTURAL DE LA EDAD MEDIA EN ESPAÑA

Cursos Online
Viajes Guiados
Seminarios presenciales de Arte Medieval