Próximos cursos presenciales

Santuario de Santa María de O Cebreriro. Lugo


The text of: "SANCTUARY OF O CEBREIRO, LUGO" are property of © Arteguias.com


Los textos de "GUÍA DEL SANTUARIO DE SANTA MARÍA DE O CEBREIRO, LUGO" son propiedad de © Arteguias.com. La imagen del cáliz y la patena se usab bajo Creative Commons Attribution 3.0 Unported license. autor: FCPB

Guía del Santuario de Santa María de O Cebreiro. Lugo

Introducción

El Santuario Hospital de Santa María la Real se encuentra ubicado en la aldea de O Cebreiro, una localidad cuya historia se haya ligada de forma íntima al Camino de Santiago.

O Cebreiro transpira por todos sus poros ambiente jacobeo

De hecho alcanzar O Cebreiro ha constituido durante siglos uno de los retos más sacrificados para cientos de miles de peregrinos que a lo largo de la historia llegaban subiendo a este escarpado puerto montañoso desde tierras leonesas haciendo un enorme esfuerzo, pero sabiendo que una vez superado, el objetivo final estaba cerca.

Una vez recuperada esta población en el siglo XX, O Cebreiro está repleta de tiendas y establecimientos vinculados con el Camino de Santiago

Santuario de Santa María la Real de O Cebreiro, Lugo

El edificio se construyó a mediados del s. IX, como hospedería para albergar a los peregrinos en una de las últimas etapas hacia Santiago.

Iglesia del Santuario de Santa María de O Cebreriro

En año el 1072, por mediación de Alfonso VI, el cenobio pasó a depender de la abadía francesa de Aurillac, perteneciente a la orden de Cluny. En los siguientes años los Reyes dotaron al monasterio de numerosos privilegios, como la exención de tributos, lo que le convirtió en uno de los santuarios más importantes de toda Galicia.

Santuario de Santa María de O Cebreriro: nave norte de la iglesia

En los siglos del gótico el monasterio cobró verdadera fama y poder. En el s. XIV, se produjo el conocido como Milagro del Grial. Según éste, en un día invernal en el que una fuerte borrasca azotaba aquellas tierras, un fiel desafió al frío y la nieve para escuchar la misa. Cuando el clérigo que la oficiaba le vio, menospreció su actitud, y en ese momento, el vino se transformó en sangre y la hostia en carne. El religioso falleció inmediatamente y las campanas comenzaron a replicar solas. Todo el pueblo acudió a la llamada, pudiendo contemplar así el milagro. Como testigos quedaron los corporales y la sangre. Debido a las numerosas peregrinaciones, el milagro se extendió rápidamente por toda Europa, y gracias a esto el santuario recibió numerosos privilegios reales y bulas papales.

Aspecto exterior de la iglesia del Santuario de Santa María de O Cebreriro

En la siguiente centuria el cenobio sufrió una situación de gran abandono. Desde los inicios del s. XV Aurillac se encontraba en franca decadencia. A este hecho, habría que sumar una pésima gestión de los abades y un terrible incendio que a punto estuvo de acabar con el monasterio. Esta situación finalizó gracias a la intervención de los Reyes Católicos. En septiembre de 1486 realizaron una peregrinación a Santiago que resultó providencial para O Cebreiro, pues al ver su lamentable estado, decidieron intervenir para que recuperase su glorioso pasado. Para ello donaron el relicario.

Cartel indicador del santuario

La leyenda cuenta que la reina Isabel tenía intención de llevarse a Castilla estas reliquias, pero cuando la comitiva real se alejaba del santuario, los caballos se paralizaron y volvieron corriendo. Asustada, la reina las devolvió al santuario. Leyendas aparte, lo cierto es que los Reyes Católicos otorgaron numerosos privilegios al cenobio, y solicitaron al Papa Alejandro VI que se anexionase al cercano monasterio de San Vicente del Pinto de Monforte, vinculado a su vez al todo poderoso San Benito de Valladolid.

Todo en O Cebreiro muestra un total pintoresquismo

En el s. XVI los privilegios reales continuaron, de la mano de Carlos I y de Felipe II. En la siguiente centuria comenzó una nueva etapa de decadencia, marcada por el descenso de las peregrinaciones a Santiago, y un terrible incendio que aconteció en 1641. El declive continuó a lo largo de los años hasta que, a mediados del s. XIX, los pocos monjes que quedaban fueron expulsados a consecuencia de las desamortizaciones. A lo largo de estos años se arruinaron la mayoría de las dependencias monásticas.

Santuario de Santa María de O Cebreriro: naves de la iglesia

En 1963 se comenzó una importante restauración de la iglesia, la hospedería, y las casas del municipio, y se construyeron las pallozas que albergan el Museo Etnográfico. Todo ello, unido al auge del turismo y del resurgir de las peregrinaciones a Santiago, ha conseguido rescatar al monumento del olvido.

Exterior de la cabecera de la iglesia

El edificio conforma un ejemplo característico de la arquitectura altomedieval gallega. Presenta una planta irregular. Está realizado con sillería y sillarejo. Tiene una torre de pequeña altura, bajo la cuál se abre un pórtico. La nave se cubre con un tejado de pizarra a dos aguas.

Fachada principal

El interior tiene tres naves, la central más ancha y alta que las laterales, que se rematan en cabeceras rectas. La mayor tiene cuatro pequeños vanos abiertos en saetera que filtran la luz. Las naves se separan por medio de tres pilares de granito que sostienen dos grandes arcos de medio punto. Las laterales se cubren con bóvedas de cañón, y la central con una estructura de madera a dos aguas. Se separan entre sí por medio de arcos fajones de medio punto.

Nave central del templo del Santuario de Santa María de O Cebreriro

En el costado de la nave septentrional se encuentra la capilla del Milagro, en donde se encuentra el relicario donado por los Reyes Católicos, el cáliz y la patena. La capilla se comunica con el presbiterio por medio de un arco apuntado. En el muro meridional hay dos tumbas antropomórficas, que supuestamente albergan los restos de los dos protagonistas del milagro, el monje y el fiel que acudió a la misa.

Entre los elementos de arte mueble del interior de la iglesia destaca la pila bautismal, que es el único testigo que ha sobrevivido del templo fundacional del s. IX. Se trata de una sencilla pila granítica de estructura circular.

Pila Bautismal

Pero sin duda las obras más conocidas son el cáliz, la patena y el relicario. Las dos primeras son dos piezas románicas de orfebrería de extraordinario interés.

Santuario de Santa María de O Cebreiro: nave sur con el cáliz guardado en su interior

Están datadas en el s. XII. El cáliz es de plata sobredorada, y presenta es de un tamaño reducido. Tiene un pie esférico, con decoración vegetal, y una inscripción que recorre el borde en la que, según el estudioso Manuel Rodríguez Sánchez, puede leerse: "Hoc testamento sacratur qvo cun[c] tis vita paratvr". La patena por su parte, también tiene forma circular, rematada en pequeños lóbulos, y está realizada con el mismo material. También aquí hay una inscripción en la que, siguiendo al mismo autor, se lee: "In nomine domine nosri Iesv xpi et beate Marie". Por último el relicario es una pieza de orfebrería gótica. Se trata de una caja de plata, de pequeño tamaño, en cuyo interior hay dos restos de cristal de roca con las reliquias.

Caliz y patena del milagro

En esta misma capilla puede verse también la talla románica de Santa María la Real. Es una Virgen trono del Señor. Data de finales del s. XII, pero ha sufrido numerosas restauraciones y repintes a lo largo de los siglos.

Santa María de O Cebreiro: Virgen con el Niño

Otra pieza destacada es la copia de una talla de un Crucificado del s. XIV, que puede verse en el altar mayor. El original se encuentra en la actualidad en paradero desconocido, aunque durante muchos años se afirmó que se había trasladado el Museo de Escultura de Valladolid.

Reproducción del Cristo gótico

Como ya indicamos al principio, la subida a O Cebreiro suponía abandonar el tramo del Camino por la Meseta y, realizando casi un inhumano esfuerzo, penetrar en Galicia, último territorio para poder alcanzar la tumba de Santiago. Por tanto, sea el visitante un peregrino o un simple turista, aconsejamos que pueda dedicar un breve lapso de tiempo -si la frecuente niebla no lo impide- a pasear sus calles que están repletas de pallozas, casas de pizarra, establecimientos con mucho sabor.

Tiendas y viviendas típicas realizadas con pizarra

Pero es del todo inexcusable acercarse a los miradores y puntos en alto para presenciar los majestuosos paisajes que los rodean.

Paisajes avistados desde O Cebreiro

(Autor del texto del artículo/colaborador de ARTEGUIAS:
Víctor López Lorente)

Suscripción
 
Tiendas
 
Página Principal
 
Monografías
 
Lugares España
 

Acceso a cursos de arte por Internet


Comprar libros Historia Medieval

LIBROS PARA CONOCER EL CONTEXTO SOCIAL, POLÍTICO Y CULTURAL DE LA EDAD MEDIA EN ESPAÑA

Cursos Online
Viajes Guiados
Seminarios presenciales de Arte Medieval

Última actualización de "GUÍA DEL SANTUARIO DE SANTA MARÍA DE O CEBREIRO, LUGO" en octubre de 2018

AVISO LEGAL