Próximos cursos presenciales
Románico en el Baix Empordà, Girona

Románico en Lleida y Girona -página principal
Características del románico catalán
Arte románico en Girona

Alt Empordà

Baix Empordà
(Página Actual)
Románico en Ripollès y Garrotxa
La Cerdanya
Vall de Boí y Val d'Aran
Pallars Sobirà


Pallars Jussà


Andorra y Alt Urgell

Solsonès

La Segarra

Comprar libros

Título: CATALUNYA ROMÀNICA. GUIES COMARCALS (ALT URGELL, ANDORRA, BAGES, BERGUEDÀ, ALT I BAIX EMPORDÀ, GIRONÈS, GARROTXA, PENEDÈS, RIPOLLÈS, OSONA, ETC.)

Comprar libro

Título: L'ART ROMÀNIC CATALÀ A DEBAT

Comprar libro

Título: GUÍA DEL ROMÁNICO EN ESPAÑA

Comprar libro

Título: RUTAS ROMÁNICAS EN CATALUÑA/2

Comprar libro

Título: DICCIONARI D'ARQUITECTURA ROMÀNICA CATALANA

Comprar libro

Título: EL MONESTIR DE SANT PERE DE RODES

Comprar libro

Título: LA CATEDRAL DE GIRONA

Comprar libro

Título: EL ROMÁNICO CATALÁN

Comprar libro

Título: COM CONÈIXER L'ARQUITECTURA ROMÀNICA RELIGIOSA DE CATALUNYA

Comprar DVD

Título: PACK DE 7 DVD "LAS CLAVES DEL ROMÁNICO. SERIE COMPLETA"

Comprar DVD

Título: DVD "MONASTERIO ROMÁNICO DE SANT PERE DE RODES"

Comprar DVD

Título: DVD "PINTURA"


Comprar instrumentos musicales medievales

Comprar reproducción de "Meretriz de Babilonia" del Beato de Girona

Reproducción: MERETRIZ DE BABILONIA DEL BEATO DE GIRONA

Comprar reproducción de Cruz de Bagergue

Reproducción: CRUZ DE BAGERGUE (MNAC)

Comprar reproducción de cristo tardorrománico

Reproducción: CRISTO TARDORROMÁNICO (MADERA)





All rights reserved. The contents of: "ROMANESQUE ART IN BAIX EMPORDÀ - SPAIN" are property of © Arteguias.com


Todos los derechos reservados.
Los contenidos de "GUÍA DEL ARTE ROMÁNICO EN BAIX EMPORDÀ. GIRONA" son propiedad de © Arteguias.com

Las imágenes proceden de fuentes de dominio público y se usan bajo licencia Creative Commons ShareAlike. Torre del Fum (autor: Gabriele Delhey), exteriores de Fontclara y pinturas (autor: Josep Grim), interior de Fontclara (autor: micheleglaurent), Boada (autor: Mutari), Ullastret y exterior de Canapost (autor: Josep Renalias), La Bisbal (autor: Toniher).

Guía del Arte Románico en Baix Empordà. Girona

La comarca del Baix Empordà (Bajó Ampurdan en castellano) se sitúa al este de la provincia de Girona, extendiéndose a lo largo de la franja costera delimitada por la cuenca del río Ter al norte, y las tierras de La Selva al sur. Por su privilegiada situación, en plena Costa Brava, el Baix Empordà es un territorio que, pese a recibir un enorme flujo de turistas atraídos por sus magníficas playas, ha sabido preservar en muchas de sus localidades un más que admirable patrimonio medieval, conservándose una amplia nómina de construcciones religiosas, militares y señoriales románicas.

El románico del Baix Empordà

La arquitectura románica del Baix Empordà no puede decirse que difiera mucho en cuanto a sus características de la que puede admirarse en comarcas colindantes como el Ripollés, la Garrotxa o el propio Alt Empordà. Si a caso, y quizás por la ausencia de fundaciones monásticas señeras y poderosas que pudieran ejercer un influjo político y cultural sobre ellas, las iglesias románicas del Baix Empordà -la mayoría de ellas desde temprana fecha bajo dominio del cabildo episcopal gerundense- se caracterizarán por su enorme sencillez constructiva y sus escasas concesiones a la escultura monumental, limitándose la mayoría de ellas a las consabidas fórmulas decorativas lombardas, tan recurrentes en todo el territorio catalán.

Decoración lombarda en Canapost


Si que resulta llamativo en toda la comarca el primitivismo que acusan varios de sus edificios religiosos, originarios de época prerrománica donde el arco de herradura no es para nada una "rara avis".

En cuanto a la pintura y a diferencia de otros territorios catalanes, apenas se han conservado programas completos, pudiendo concluirse a juzgar por los escasos vestigios llegados a nuestros días, que en ningún caso intervinieron en ellos maestros de primer nivel. En todo caso es destacable el caso de Sant Pau de Fontclara.

Interior de la iglesia de Sant Pau de Fontclara

Monasterio de Sant Miquel de Cruïlles

Situado a sólo cuatro kilómetros de La Bisbal d'Empordá, el Monasterio benedictino de Sant Miquel de Cruïlles aparece ya mencionado a mediados del siglo XI, aunque muy probablemente fue levantado sobre los restos de alguna construcción anterior. En sus siglos de mayor esplendor, el monasterio llegó a contar entre sus dominios con importantes posesiones por tierras ampurdanesas, sin embargo, a finales del siglo XVI, consta que, al quedarse sin una comunidad monacal estable, pasaría a depender de Sant Pere de Galligans.

Cabecera de la iglesia del Monasterio de Sant Miquel de Cruïlles

Del primitivo cenobio, abandonado durante siglos, ha llegado a nuestros días su magnífica iglesia, la cual quedaba estructurada en tres naves cubiertas con bóveda de cañón que, tras un crucero muy marcado y rematado en un modesto cimborrio, desembocaban en tres ábsides semicirculares cubiertos con bóveda de cañón. A raíz de un derrumbe a finales del siglo XVI, las naves fueron acortadas para erigirse una nueva fachada a los pies del templo.

Al exterior, es su cabecera triabsidial el elemento que más interés concentra, presentando la prototípica articulación lombarda a base de de arquillos ciegos en la cornisa y toscas lesenas verticales que, a su vez, sirven para separar los vanos de medio punto dovelados que iluminaban el templo. Al costado meridional de la iglesia se adosaba un claustro del que apenas han llegado a nuestros días unos pocos arcos junto a los restos de su sala capitular.

Arquillos lombardos y lesenas en el ábside de Cruïlles

Al interior, pese a su enorme deterioro, se advierten restos de las pinturas murales que cubrirían en su totalidad los muros de la iglesia. Por último, cabe reseñar que en el Museo de Girona se exhibe un magnífico Cristo en Majestad del siglo XII procedente del propio monasterio.

Monasterio de Sant Feliu de Guìxols

La primera fuente conservada en la que se constata la existencia del monasterio de San Feliu de Guíxols data nada menos que el año 968, sucediéndose a partir de ese momento una serie de menciones documentales que confirman al cenobio guixolenc como una fundación de cierta relevancia, hasta el punto de que, con el fin de protegerlo, fue mandado fortificar a finales del siglo XII.

Nave gótica del Monasterio de Sant Feliu de GuìxolsLa iglesia monacal fue sometida a una profunda reforma en el siglo XIV, sustituyéndose así la primitiva fábrica románica por una elegante construcción gótica de una sola nave cubierta con bóveda de crucería que, tras un desarrollado crucero, abre a una triple cabecera de planta poligonal.
De esa exhaustiva reforma tan sólo se salvaron los últimos tramos de la nave hacia los pies, conservándose la parte alta de la fachada occidental, dos torres fortificadas de origen romano conocidas como "del Fum" y "del Corn"; y la sensacional Porta Ferrada, descubierta en 1931 tras unas obras de restauración.

Torre del Fum, en la fachada suroeste del monasterio


Pese a que en la actualidad la Porta Ferrada aparenta ser una especie de pórtico o nártex que precedería a modo de antesala al espacio litúrgico, parece claro que se trata de una construcción de origen prerrománico y, por lo tanto, de cronología anterior al monasterio románico después levantado.

Sant Pau de Fontclara

La iglesia de Sant Pau de Fontclara no es sino la heredera de un primitivo monasterio benedictino cuyos orígenes documentados se remontan a finales del siglo IX pero que, desde fecha muy temprana y al ser exclaustrado, pasaría a desempeñar las funciones de parroquia del pequeño núcleo poblacional de Fontclara.

Exteriores de Sant Pau de Fontclara


Presenta una planta de nave única cubierta con bóveda de cañón apuntado que desemboca en un ábside semicircular que, al exterior, queda dividido en paños mediante lesenas o fajas lombardas verticales.

El elemento más sobresaliente del templo de Fontclara es, sin duda, el recientemente restaurado programa pictórico conservado in situ tanto en el arco triunfal como en el hemiciclo y bóveda absidial. En el casquete esférico preside la composición la efigie de Cristo en Majestad dentro de la mandorla y flanqueado por los símbolos de los Evangelistas. En un nivel intermedio identificamos a los doce Apóstoles; mientras que en el registro bajo y acomodándose a los espacios hábiles entre los vanos, fueron plasmadas distintas escenas alusivas a la vida de San Pablo, santo titular del templo.

Detalle de las pinturas murales de Fontclara


Las pinturas de Sant Pau de Fontclara, de eminente carácter popular, han venido siendo datadas hacia las primeras décadas del siglo XIII, constituyendo uno de los más completos programas pictóricos murales conservados en el Baix Empordà.

Sant Julià de Boada

La pequeña iglesia de Sant Julià de Boada, situada dentro del término municipal de Palau-Sator y no lejos del viejo cenobio de Fontclara, es una de las construcciones cristianas medievales más antiguas y mejor conservadas de Cataluña. Referenciada documentalmente a principios de la décima centuria, sus orígenes podrían remontarse incluso a la época visigoda, siendo posteriormente reformada durante el siglo X siguiendo modelos constructivos mozárabes.

Desde el punto de vista románico, esta iglesia nos interesa porque se conservan a lo largo de los muros absidiales algunos restos fragmentarios de pinturas murales realizadas en el siglo XII.

Sant Pere d'Ullastret

Erigida en el centro de la preciosa población medieval de Ullastret, la iglesia de Sant Pere aparece mencionada por primera vez nada menos que en el año 899, fecha en la que se puede constatar la existencia en la localidad de una primera fundación religiosa carolingia bajo la advocación de Sant Pere y Sant Joan.

De ese primer edificio nada ha llegado a nuestros días, por lo que es de suponer que, a mediados del siglo XI, fuese sustituida por el templo actual, el cual, a lo largo de los siglos, sufriría nuevas reformas y ampliaciones que, a día de hoy, distorsionan en parte su concepción medieval original.

Iglesia de San Pere d'Ullastret


El edificio se estructura en tres naves que, en origen, quedaban separadas por arcos de medio punto que apeaban sobre pilares cruciformes, sin embargo, en una reforma acometida en el siglo XVI, además de ampliarse las naves laterales con capillas adosadas, fueron remplazados los soportes originales, sobreviviendo tan sólo dos de los arcos torales que articulaban la nave central, en cuyas impostas además son aún perceptibles restos de figuración esculpida de temática animalística.

La cabecera, consistente en tres ábsides semicirculares, se conserva prácticamente intacta, llamando la atención la desproporción del hemiciclo central respecto a las pequeñas absidiolas laterales. En todas ellas, es perfectamente perceptible su decoración lombarda a base de de arquillos ciegos y lesenas.

Decoración lombarda de los ábsides de Sant Pere d'Ullastret


En el muro de los pies se yergue una particular espadaña abierta mediante dos parejas de huecos de campanas; mientras que sobre el transepto fue levantada una pequeña estructura de planta cuadrangular llamada "esconjuradero": una construcción muy típica de la zona pirenaica que, a medio camino entre la tradición religiosa y pagana, se concebía como lugar desde el que el pueblo se conjuraba contra las tan temidas tormentas. Pese a tratarse de un aditamento moderno, el esconjuradero confiere al templo una dosis extra de encanto y tipismo.

Sant Joan de Bellcaire

Situada en la localidad de Bellcaire d'Empordà, puede decirse que la iglesia de Sant Joan, pese a no gozar de la fama que han alcanzado templos análogos, es uno de los edificios cristianos medievales más interesantes de la provincia de Girona.

Fachada occidental de Sant Joan de Bellcaire


Citada documentalmente por primera vez a principios del siglo XI como parte de las posesiones con que contaba el Cabildo de la Catedral de Girona, es incluso bastante probable que fuese levantada sobre los restos de un edificio anterior, como bien puede concluirse tras el descubrimiento de unos cimientos muy próximos a la cabecera. Tras décadas de abandono y de albergar la capilla cementerial de la localidad, fue restaurada en 1960.

Sant Joan de Bellcaire desde la cabecera

El edificio actual se estructura en tres cortas naves separadas por arcos de ligera herradura sobre pilares, presentando bóveda de cañón corrida la nave central, y de cuarto de cañón las laterales, mucho más estrechas. Las tres naves, tras un pronunciado tramo recto, desembocan en un amplio ábside semicircular en cuyo exterior encontramos de nuevo la recurrente decoración lombarda a base de lesenas y arquillos ciegos que, en esta ocasión, presentan mayor profundidad.

Interior de Sant Joan de BellcaireJunto a la cabecera, como se ha señalado, aparecieron en el contexto de una restauración los cimientos de lo que podrían ser otras dos absidiolas laterales de planta ultrasemicircular, por lo que podría plantearse la hipótesis de que, en un primer momento, las tres naves prerrománicas rematasen en otros tantos ábsides que, en una segunda campaña, fueron sustituidos por la actual cabecera lombarda.

Por último, cabe reseñar la existencia en el interior de restos de decoración pictórica relacionada con la mano del conocido como Maestro de Osormort, pudiendo admirarse los paneles originales en el Museo de Girona.

Sant Esteve de Canapost

La iglesia de Sant Esteve, situada en el centro de la pequeña localidad de Canapost, es una construcción que, al exterior, llama la atención por su aparente complejidad de volúmenes ya que su actual fisionomía no es sino el resultado de la adición de una segunda nave románica a un primitivo cuerpo eclesial de cronología prerrománica.

Iglesia de Sant Esteve de Canapost, con la necrópolis en primer término

Así pues, la actual nave sur se correspondería con una primitiva construcción prerrománica de una única nave cubierta con bóveda de cañón rebajada que desemboca, tras un breve tramo recto techado en herradura, en una cabecera de testero plano recorrida al exterior por una tosca moldura a base de rombos.

A esa primitiva estructura y comunicada a través de tres arcadas formeras, fue adosada en los siglos del románico una segunda nave rematada en un ábside semicircular enriquecido al exterior con una cornisa de arquillos ciegos.

El inacabado campanario lombardo de CanapostLa portada principal se abre al costado sur de la fábrica, siendo ostensible un primitivo despiece en herradura que, probablemente en la misma campaña en que se adosó la nave norte, fue reformado y convertido en un sencillo vano de medio punto dovelado. También al sur fue adosada en el siglo XII una magnífica torre campanario lombarda que, pese a quedar inacabada, puede perfectamente apreciarse la ambición del proyecto. En una última restauración apareció en un solar contiguo una notable necrópolis medieval.

Sant Martì de Romanyà

Al sur del Baix Empordà y a escasos kilómetros de Santa Cristina d'Aro se encuentra la pequeña población de Romanyà de la Selva, cuya iglesia parroquial, dedicada a Sant Martì, es un interesantísimo edificio en el que conviven en perfecta armonía elementos residuales de tradición prerrománica con las primeras y novedosas formulaciones del, a la postre, triunfante románico lombardo catalán.

Exteriores de Sant Martí de Romanyà


Presenta una planta de cruz griega engendrada a partir de una estrecha nave, un crucero muy marcado tanto en planta como en alzado merced a una especie de falsa cúpula; y un ábside cuadrangular canónicamente orientado.

Nave de Sant Martí de CanapostLa totalidad de los abovedamientos interiores del templo fueron resueltos mediante la fórmula del medio cañón reforzado con arcos de herradura en la nave

Sobre el brazo septentrional del crucero fue elevada, en una segunda campaña constructiva, una torre campanario abierta mediante vanos geminados de medio punto.

Sant Esteve de Maranyà

Sant Esteve de Maranyà fue concebido en origen como uno de tantos templos románicos de nave única rematada en su correspondiente ábside semicircular, en el cual, es aún patente su primitiva decoración lombarda a base de arquillos ciegos y bandas verticales.

Sant Esteve de Maranyà

La singular apariencia actual del edificio es fruto de una reforma tardía que consistió en elevar de manera notable la altura de sus muros para dotarlo de un aspecto fortificado, circunstancia que obligó a erigir dos potentes contrafuertes en los muros norte y sur del edificio con el fin de sustentar su desproporcionada altura.

Se conservan en el espacio absidial restos de su primitiva decoración pictórica, dividiéndose el programa en el Ciclo de la Infancia de Cristo, para el cual se destinó el registro superior; y distintos episodios alusivos a la Pasión y Muerte del Señor, ubicados en el cuerpo inferior.

Otros edificios de interés

Además de los edificios en los que nos hemos detenido, conserva la comarca del Baix Empordà una amplísima nómina de pequeñas construcciones religiosas rurales de origen románico: de ellas, son dignas de ser destacadas las de Santa María de La Tallada, la de Sant Pere de Palau-Sator y la de Sant Feliu de Parlavà; todas ellas con el común denominador de presentar un aspecto fortificado y defensivo.
La parroquia de Sant Genìs de Casavells sobresale también por su magnífico campanario, equiparable con los referidos en Romanyà de la Selva y Canapost.

Sant Genìs de Casavells

En la iglesia de Sant Llorenç de Les Arenes se aprecian vestigios de su primitiva construcción prerrománica, mientras que se conservan distintos restos más o menos fragmentarios de cronología altomedieval en edificios como Sant Martì de Cassà de Pelràs, Sant Joan de Matajudaica, Santa Cristina de Corçà, Sant Genìs de Monells, Sant Joan de Salelles, Sant Cugat d'Albons, Sant Esteve d'Esclanyà, Sant Martí de Fontanilles, Santa Coloma de Fitor, Sant Climent de Tor o Sant Esteve de Peratallada.

Sant Esteve de Peratallada

Numerosos son también a lo largo y ancho del Baix Empordà los ejemplos de castillos o torres fortificadas erigidas durante los siglos medievales, para cuya construcción, en algunos casos, fueron aprovechadas las propias iglesias parroquiales. El castillo más señero de cuantos han llegado a nuestros días en tierras bajoampurdanesas es sin duda el de Torroella de Montrgí, siendo también destacables las fortificaciones y los conjuntos medievales de Pals, Begur, Monells, Calonge, y, por supuesto, el magnífico castillo-palacio de La Bisbal d'Empordá: uno de los escasos restos de románico civil conservados en la comarca.

Castell-Palau de La Bisbal d'Empordà

(Autor del texto del artículo/colaborador de ARTEGUIAS:
José Manuel Tomé)

Suscripción
Boletín Electrónico Histórico de Boletines
Tiendas
Tiendas Online: compras e inscripciones
Libros de Arte Libros de Historia Medieval
Ebooks Revistas de Arte
Vídeo y Música Maquetas
Artesanía Medieval Cursos Presenciales
Cursos Online Viajes y Visitas Guiadas
Tienda Física
Establecimiento Comercial
Contenidos
Contexto histórico
Edad Media en Europa Edad Media en España
Sociedad Medieval Cultura Medieval
Política Medieval Religiosidad Medieval
Biografías  
Arte Prerrománico
Visigótico Asturiano
Mozárabe Prerrománico en Europa
Arte Bizantino  
Arte Románico
Arquitectura románica Escultura románica
Pintura románica Manuscritos iluminados
Camino de Santiago Simbolismo románico
Monasterios románicos Pilas bautismales
Imaginería y eboraria Orfebrería y esmaltes
Puentes medievales Románico porticado
Restauraciones  
Por provincias
Segovia Ávila Salamanca Zamora
Valladolid Palencia Burgos Soria
León Guadalajara Cuenca Madrid
Navarra Huesca Zaragoza Teruel
Barcelona Girona Lleida Tarragona
Cantabria Asturias Coruña Pontevedra
Orense Lugo Álava Vizcaya
La Rioja Cáceres Badajoz Jaén
Córdoba      
Otros países
Arte románico Francia Arte román. Alemania
Arte románico Portugal Arte román. Inglaterra
Arte románico Italia Arte rom. Escandinavia
Resto de Europa Líbano y Palestina
Arte Mudéjar
Arquitectura mudéjar
Por provincias
León Zamora Salamanca Valladolid
Segovia Ávila Guadalajara Madrid
Toledo Zaragoza Teruel Cáceres
Badajoz Córdoba Sevilla  
Arte Gótico
Arquitectura Gótica Vidrieras
Por comunidades
Castilla y León Castilla La Mancha
Madrid Andalucía y Murcia
Extremadura Cataluña
Aragón Valencia y Baleares
Navarra/Rioja/P.Vasco Norte de España
Arte Islámico
Islam y Al-Andalus Arte Califal
Reinos de Taifas Almorávide/Almohade
Nazarí  
Castillos
Castillos - Arquitectura
Por comunidades
Castilla y León (norte) Castilla y León (sur)
Cast. Mancha y Madrid Extremadura
Andalucía y Murcia Canarias
Valencia y Baleares Canarias
Cataluña Aragón
Navarra/Rioja/P.Vasco Galicia y Cantabria
Arte no medieval
Arte Prerromano Arte Romano
Arte del Renacimiento Arte Barroco
Neoclásico y romántico  
Más información
Diccionario Enlaces
Animaciones y Vídeos  
Monografías
Catedrales de España Monasterios de España
Monumentos por conocer Conjuntos Históricos
Museos Rutas
Otros lugares de España Monumentos de Europa

Acceso a cursos de arte por Internet


Comprar ebooks Arte e Historia Medieval

EBOOKS (LIBROS EN FORMATO DIGITAL) PARA APRENDER ARTE E HISTORIA MEDIEVAL


Comprar libro

Título: LA EDAD MEDIA A DEBATE

Comprar libro

Título: ATLAS HISTÓRICO DE LA ESPAÑA MEDIEVAL

Comprar libro

Título: LA ÉPOCA MEDIEVAL, ADMINISTRACIÓN Y GOBIERNO


Cursos Online
Viajes Guiados
Seminarios presenciales de Arte Medieval


* Última actualización de "GUÍA DEL ARTE ROMÁNICO EN BAIX EMPORDÀ. GIRONA" en octubre de 2010

AVISO LEGAL