Próximos cursos presenciales
El Románico en la Hoya de Huesca y Somontano

Románico en Aragón página principal
Características del románico en Aragón
Románico en Huesca

Jaca, la Jacetania y Alto Gállego
Sobrarbe y Ribagorza
El románico de Hoya de Huesca y el Somontano
(Página Actual)

Cinca Medio y Bajo Cinca
Los Monegros
Románico en Zaragoza

Románico en las Cinco Villas
La Seo de Zaragoza

Románico en la Comarca de Calatayud

Románico de Daroca

Parque del Moncayo

Monasterios cistercienses de Aragón


Comprar libro

Título: ENCICLOPEDIA DEL ROMÁNICO EN HUESCA

Comprar libro

Título: CASTILLOS DE HUESCA

Título: COLECCIÓN RUTAS ROMÁNICAS

Comprar libro

Título: SAN PEDRO EL VIEJO. PANTEÓN REAL DE ARAGÓN

Comprar libro

Título: NUEVE SIGLOS FRENTE AL CIERZO. LA IGLESIA DE SANTA MARÍA LA BLANCA DE BERBEGAL

Comprar libro

Título: PIEDRAS HUMANIZADAS. HUESCA PINTORESCA

Comprar libro

Título: ARQUITECTURA CISTERCIENSE EN ARAGÓN (1150-1350)

Comprar libro

Título: GUÍA DEL ROMÁNICO EN ESPAÑA

Comprar libro

Título: CASTILLOS DEL ALTO ARAGÓN

Comprar libro

Título: EL CASTILLO DE LOARRE. HISTORIA CONSTRUCTIVA Y VALORACIÓN ARTÍSTICA

Comprar libro

Título: BESTIARIO ILUSTRADO DE ARAGÓN. SERES FANTÁSTICOS

Comprar libro

Título: VIDA Y MUERTE EN EL MONASTERIO ROMÁNICO

Comprar libro

Título: HUESCA, GUÍA TURÍSTICA DEL ALTOARAGÓN

Comprar DVD

Título: PACK DE 8 DVD "TRADICIONES EN CASTILLA Y LEÓN"

Comprar DVD

Título: DVD "TIEMPO ROMÁNICO"





The texts of the site "ROMANESQUE ART IN HUESCA AND SOMONTANO - SPAIN" are property of © Arteguias.com


Los textos de "ARTE ROMÁNICO EN LA HOYA DE HUESCA Y SOMONTANO" son propiedad de © Arteguias.com. Las imágenes no firmadas se usan bajo licencia Creative Commons Attribution-ShareAlike. Los autores de las mismas son: Loarre: Ecelan

Guía del Románico en la Hoya de Huesca y Somontano

El recorrido por los alrededores de Huesca (Hoya de Huesca y Somontano de Barbastro) nos conduce por un territorio donde se combinan las últimas estribaciones del Prepirineo y las llanuras del Somontano.

Músico y bailarina

Estas dos comarcas: La Hoya de Huesca y Somontanto ocupan el sector centro-occidental de la provincia de Huesca.

En lo referente a su arte, se trata de un románico tardío muy afectado por el estilo cisterciense de las órdenes militares que señorearon en Aragón.

Castillo de Loarre, uno de los monumentos estelares de la Hoya de Huesca

Llamamos la atención sobre el desarrollo de las portadas de este románico. Son de grandes dimensiones y numerosísimas arquivoltas.

Campanario románico de la iglesia de San Miguel de Huesca

En otra faceta completamente distinta, las formas elegidas en su escultura y el simbolismo que derrochan, hacen del maestro de Alquézar uno de los más interesantes del románico español.

San Miguel de Foces. Ibieca. Huesca

En la selección de monumentos que hemos hecho se encuentra las iglesias de San Salvador y Santiago de Agüero, el Castillo de Loarre, San Pedro el Viejo de Huesca, con su magnífico claustro y el claustro de la Colegiata de Santa María de Alquézar.

Puerta de la iglesia del Castillo de Loarre

No debemos olvidarnos de visitar otras iglesias singulares e interesantes como La ermita de Santa María de Salas, a las afueras de la ciudad de Huesca, el Palacio de los Reyes de Aragón, Casbas, Peralta de Alcolea, San Miguel de Foces en Ibieca, etc.

Románico en la Hoya de Huesca

Iglesia de Santiago de Agüero

Puerta de Santiago de ÁgüeroLa sorprendente iglesia de Santiago de Agüero es una de las más preciadas joyas monumentales de la Hoya de Huesca.

No cabe duda que, a pesar de estar un tanto retirada, es uno de los monumentos románicos aragoneses más famosos y visitados, incluso por aquellas personas que no se consideran amantes del románico, puesto que aparece en la mayoría de las guías turísticas de contenido general.

A ello nos es ajeno, su ubicación en un lugar solitario, en las cercanías de la localidad de Agüero, pero encaramada en lo alto de una colina rodeada de bosque. Para llegar hay que tomar una pista no asfaltada que sale de la carretera.

Iglesia de Santiago de Agüero

También ha sido objeto de numerosos estudios específicos por historiadores del arte y aficionados, puesto que, como veremos, es un edificio con muchos enigmas y particularidades -además de seguros replanteamientos en la obra- por lo que no siempre dichos estudios han llegado a parecidas conclusiones.

Santiago de Agüero: fachada sur

De probable origen monástico, Santiago de Agüero comenzó de una manera completamente soberbia, con una monumentalidad acusada como pocas se construyeron en la Edad Media aragonesa. El planteamiento era de planta basilical, constituida por tres naves y cabecera tripartita, todo ello de exquisita fábrica de sillería arenisca, donde encontramos numerosas marcas de cantero. Este planteamiento, debió ser obra del taller que trabajó en la cabecera de la Catedral de Santo Domingo de la Calzada puesto que hay grandes concomitancias en el plano arquitectónico (tipo de ventanales, protagonismo de las columnas al estilo hispanolanguedociano, etc.) y escultórico (dos relieves de frisos esculpidos en el exterior y en el interior de la cabecera).

Grifo esculpido en el friso exterior

En un momento dado se ocupó de las obras el taller de San Juan de la Peña, también conocido como taller del maestro de Agüero, precisamente por su intervención en esta iglesia. De estos artesanos es la espléndida puerta del muro sur.

Capitel del Maestro de Agüero en la puerta

Introducción al taller del Maestro de Agüero

Hay que recordar aquí la importancia de este taller conocido como de Agüero o San Juan de la Peña. El taller de este maestro y posiblemente sus discípulos trabajan entre 1170 y 1210 en el norte de Huesca y, sobre todo, en las Cinco Villas de Zaragoza, llegando a Navarra (Sangüesa): Claustro de San Juan de la Peña, Claustro de San Pedro el Viejo de Huesca, Santiago en Agüero, San Gil de Luna, San Salvador de Luesia, San Miguel Arcángel de Biota, San Salvador de Ejea de los Caballeros, San Nicolás de El Frago, San Felices de Uncastillo y Sta. Mª la Real de Sangüesa (Navarra).

Capitel. Taller del Maestro de Agüero

Posible se trate de un maestro desgajado de uno de los talleres vinculados a Silos.

Su plástica es muy fácilmente reconocible:

  • Puertas con vanos estrechos flanquedas por numerosas columnas.
  • Presencia de tímpanos en dichas puertas.
  • Ojos de insecto en los personajes.
  • Moldeado de los cuerpos un tanto esquemático.
  • Pliegues redondeados, sobre todo en hombros y muslos.

La pareja de músico y bailarina es uno de los motivos más identificativos del Taller de Agüero o San Juan de la Peña

En cuanto a la iconografía, hay una serie de temas recurrentes:

  • Bailarina contorsionada junto a un músico
  • Leones andrófagos en las mochetas que soportan los tímpanos.
  • Guerrero contra el dragón
  • Ángeles con aparente abdomen de insecto (aunque lo que se pretende es representar la salida del cielo mediante ondas)
  • Adoración de los Reyes Magos en tímpanos

Sin embargo, tan magna empresa quedó inacabada y tras finalizar el primer tramo de dichas naves, a modo de crucero, se cerró apresuradamente, como se aprecia en el muro occidental donde se pueden observar perfectamente los capiteles de las columnas de uno de los pilares de separación de las naves. La volumetría resultante parece más la de una iglesia de planta centralizada, a pesar de no disponer de cimborrio, que de iglesia latina medieval.

Potentes volúmenes de la iglesia de Santiago de Agüero, en la Hoya de Huesca

Exterior de la cabecera

El soberbio juego de grandes columnas dobles y triples genera en el aspecto exterior del templo ese aspecto robusto y poderoso. Salvo un friso del que luego hablaremos y la puerta de ingreso, el exterior es de una sobriedad escultórica total. Los capiteles y los canecillos son completamente lisos.

Santiago de Agüero: ábside central

Centrándonos en la cabecera, el ábside mayor cuenta con dos grupos de tres columnas, siendo las centrales mucho más gruesas. En los tres paños, hay sendos grupos de dos aspilleras estrechas próximas que se corresponden a los dobles ventanales del interior.

Detalle del friso exterior, con una escena del ciclo de Job

El citado friso se esculpió en la imposta que sirve de base a los ventanales. Cuenta con una plástica y una iconografía calcadas a ciertos grupos escultóricos de la cabecera de la catedral de Santo Domingo de la Calzada. Concretamente, encontramos el ciclo veterotestamentario de las tribulaciones de Job, además de numerosas bestias fantásticas como dragones, centauros, sagitarios y grifos.

Dragones enfrentados

Puerta sur

Es una soberbia y típica puerta del taller de San Juan de la Peña: vano estrecho, tímpano bajo las arquivoltas soportadas por mochetas, gruesas columnas y rico repertorio escultórico lleno de gracia y movimiento.

Puerta. Santiago de Agüero

En el tímpano se esculpió el episodio de la Adoración de los Reyes Magos. Siempre ha llamado la atención la sensación de gran dinamismo que trasmite este relieve -estamos ya ante escultura tardorrománica de finales del XII, donde el hieratismo plenorrománico deja paso al movimiento del gótico). En este caso, el Maestro de Agüero consigue reflejar el impulso de avance de los visitantes hacia la Sagrada Familia mediante tres líneas diagonales: la de los brazos de los reyes magos que se encuentran arriba, de pie; la mano del astrónomo postrado que se prolonga en el cuerpo del Niño Jesús y el ángulo que forma el bastón de San José con relación al suelo.

Tímpano

También se ha hablado mucho de la postura de uno de los reyes, postrado y besando el pie de Jesús. Tradicionalmente se ha ligado esta postura a las ceremonias bizantinas. Sin embargo, para Bango Torviso, se trata de una fórmula de vasallaje bien conocida en el Occidente europeo, incluyendo los reinos cristianos hispanos.

Detalle del tímpano

En las mochetas que soportan dicho tímpano aparecen los habituales leones andrófagos tan característicos de este taller. En las columnas, vemos escenas de músicos y bailarinas, leones devorando una cabra, infantes guerreros en combate, leones con cabeza humana, sagitarios, etc.

Capitel con músico y bailarina

Los canecillos del tejaroz también son figurados, con temas zoomorfos y antropomorfos.

Posiblemente, para evitar un debilitamiento del muro por la apertura del vano de la puerta, en su interior se reforzó con una arco sobre columnas semejante a un templete o baldaquino, Aquí también encontramos numerosos capiteles del Taller de San Juan de la Peña.

Interior

Cuando nuestros ojos se van acostumbrando a la oscuridad, descubrimos un espacio de soberbia armonía y fuerte personalidad medieval. El ábside central es una obra maestra y nos llama inmediatamente la atención. Dos gruesas columnas adosadas al muro absidal recogen los nervios de refuerzo de la bóveda de horno Una preciosa arquería sobre finas columnas rodea el hemiciclo en su nivel más bajo. Sus numerosos capiteles muestran diseños geométricos y vegetales, salvo uno que muestra la cabeza barbada de un monarca medieval. Algunos autores han relacionado este rostro regio con el posible comitente de la iglesia que nos ocupa.

Pero del interior, además de su noble arquitectura, debemos fijarnos en el friso a modo de imposta del interior del ábside meridional. Está repleto de escenas del Ciclo de la Natividad de Cristo y es obra de las mismos manos que los relieves del exterior del ábside central, y que asociamos a Santo Domingo de la Calzada.

Iglesia de San Salvador de Agüero

No hay que olvidar que en el centro de la propia población de Agüero tenemos la iglesia de San Salvador que funciona como templo parroquial de la localidad.

Detalle del Tetramorfos. Iglesia de San Salvador de Agüero

En origen fue una iglesia del siglo XII pero, a diferencia de su hermana de Santiago, fue muy adulterada durante las centurias siguientes (especialmente en los siglos XVI y XVII), si bien quedan restos de muros, parte de la cabecera, la escalera que sube a la torre campanario y una excelente portada en el costado septentrional que es tan apreciable que centra el mayor interés de nuestra visita a esta iglesia, como veremos.

Iglesia de San Salvador de Agüero:  capitel

El edificio original constaba de una sola nave engarzada a una cabecera de un ábside. Posteriormente se abrieron vanos en los muros laterales para ampliarla. Todavía quedan algunos capiteles fitomorfos y de leones.

Puerta de la iglesia de El Salvador, Agüero

Con todo, el interés del aficionado al románico se centra en la soberbia portada del muro norte, que a pesar de no se de grandes dimensiones, llama la atención por lo cuidado de sus detalles. Todo ello a pesar de que parece que fue recompuesta y reubicada aquí procedente de otro lugar.

Puerta de escaso abocinamiento de arquivoltas de decoración variada: taqueado, palmetas, flores, etc. que cobija un precioso tímpano.

La temática de éste es clásica en el románico: la Parusía de Cristo en Majestad entronizado bendiciendo y mostrando el Libro de la Vida. El Tetramorfos rodea a Jesús, con inscripciones que identifican a cada uno de los evangelistas.

Una particularidad es que los extremos del tímpano no son soportados por las esculturas-mocheta habituales sino por dos columnas con sus respectivos capiteles. Si a estas dos sumamos las cuatro que hay bajo las arquivoltas, en total son seis, con capiteles de carácter simbólico (con gran protagonismo de los leones y las aves interactuando con el hombre), más propios del románico pleno que del tardorrománico en que se encasilla a esta puerta.

Hombre con báculo (¿abad?) entre leones

De izquierda a derecha tenemos los siguientes motivos:

  • Sirena ave de frente con las alas abiertas.
  • Dos aves atrapando sendos peces.
  • Hombre desnudo flanqueado por dos aves que dirigen sus picos a la cabeza.
  • Hombre con báculo flanqueado por dos leones.
  • Dos leones con cabeza común.
  • Hombre con aves a cada lado.

Capitel de leones en la puerta de San Salvador de Agüero

A pesar de la proximidad de esta iglesia de San Salvador y la más famosa de Santiago, es evidente que los talleres que trabajaron en ambas no son el mismo. Nada encontramos en San Salvador del Taller de San Juan de la Peña.

En el interior nos interesa una pareja de capiteles voluminosos que muestran leones y grifos de gran tamaño.

Capitel con león y grifo. Interior de San Salvador de Agüero

Iglesia de San Salvador de Murillo de Gállego

Lo primero que debemos significar de la iglesia de San Salvador de Murillo de Gállego es que esta localidad no se encuentra en la provincia de Huesca, sino en la de Zaragoza, aunque comarcalmente se incluye en la Hoya de Huesca.

Capitel de leones

Otro dato interesante es que Murillo de Gállego fue plaza adelantada en la reconquista aragonesa y formó parte del denominado "Reino de los Mallos", pequeño y efímero estado medieval (duró sólo unos catorce años) constituido por Agüero, Murillo, Riglos, Marcuello, Ayerbe, Sangarrén y Callén. Este reino perteneció a la reina Berta de Aragón (1097– 1111) como dote de su marido Pedro I de Aragón.

Parece probable que poco después de recibir este territorio -año de 1097- se mandará la edificación de la iglesia de San Salvador dentro de los cánones del románico pleno aragonés.

Iglesia de San Salvador de Murillo de Gállego: magnífica cabecera con cripta

El aspecto general de las partes románicas relaciona este templo con las cabeceras-cripta de Loarre o la de Sos del Rey Católico. En efecto, en Murillo de Gállego se edificó la cabecera triabsidal sobre un barranco, nivelándose gracias a una cripta tripartita, como en los casos citados anteriormente. Su particularidad estriba en que los ábsides laterales de esta cripta se dispusieron a más altura que el central.

Hubo una consagración en 1110, pero ello debería ser sólo aplicable a un espacio limitado del templo: posiblemente cripta y parte de la cabecera pues observamos en todas las partes de la iglesia, manos muy distintas en la escultura, que van desde el buen románico pleno de esas fechas hasta la obra de artesanos locales poco cualificados en las zonas más elevadas de la cabecera.

Interior

En el ábside central de la cripta encontramos las esculturas más bellas, lo que resulta lógico como consecuencia de las fechas en que se tallaron, alrededor del año 1100. En los capiteles encontramos preciosas parejas de aves y sirenas. Hay que destacar dos curiosos ventanales que tienen la particularidad de estar formado por dinteles -no arcos- sobre columnillas. Los absidiolos laterales, por su parte, son muy sencillos.

Subiendo a la iglesia superior observamos que lo que resta del periodo románico -insistiendo en que ésta se desarrolló a lo largo de varias décadas- se limita a la cabecera triabsidal, el transepto no acusado en planta, un tramo de las naves y el cimborrio cubierto con bóveda nervada. El resto de las naves es de construcción posterior, incluyendo la puerta gótica del muro norte.

Capitel de un ventanal. Iglesia de Murillo de Gállego

Exterior de la cabecera

No cabe duda que lo más sobresaliente de la iglesia de San Salvador de Murillo de Gállego es la monumental vista de la cabecera - cripta, a pesar de que la sacristía casi oculta completamente el ábside septentrional.

Ventanal exterior de la cabecera

Tienen los ábsides semicilíndricos fábrica de sillería y contrafuertes que en lo alto se prolongan en columnas. Sencillos vanos permiten la entrada de luz a la cripta. Los ventanales de la cabecera alta son más elaborados, muy abocinados, con arquivolta sobre columnillas. Tanto en los capiteles como en los canecillos hay esparcida una gran colección temática de escultura, cuya característica común es la ingenuidad de la talla, prueba de una obra ya tardía realizada por artífices populares.

Iglesia parroquial de Riglos

La localidad de Riglos no es famosa por su iglesia parroquial románica sino por asentarse bajo los espectaculares y homónimos "Mallos", enormes montañas rocosas verticales de color rojizo que se ven desde larguísimas distancias.

Mallos de Riglos

Un tanto perdida entre su caserío, encontramos la pequeña iglesia de Santa Cruz, capilla de un antiguo monasterio, hoy convertida en parroquial.

Lo más significativo de este modesto monumento románico es el conjunto de muros de sillería, los canecillos figurados de su ábside y el crismón trinitario de su puerta de ingreso.

Crismón tallado sobre la puerta de la iglesia

Castillo de Loarre

Castillo de Loarre

El Castillo de Loarre es otro de los más importantes edificios, no sólo de la Hoya de Huesca, sino de todo Aragón.

Se considera el mejor castillo-santuario románico conservado en España.

Es una Imponente fortaleza-santuario que fue baluarte decisivo en la expansión del reino de Aragón hacia el sur y la reconquista de Huesca.

Castillo de Loarre

En el año 1070 fue reconquistado por Sancho Ramírez que mando construir una iglesia siguiendo los nuevos aires del románico internacional irradiado desde Jaca.

Ventanal exterior de la iglesia de San Pedro del castillo de Loarre


El tambor absidal es de excepcional altura pues además de la propia capilla engloba la cripta inferior.

Capitel del interior de la iglesia

En el interior de la cabecera, además de las ventanas y vanos, llama la atención el juego de arcos sobre columnas con los que se adorna la parte baja de la capilla.

Más información del Castillo de Loarre

Torre campanario de Ayerbe

La iglesia románica de San Pedro de Ayerbe fue demolida en el siglo XIX.

Torre campanario de Ayerbe

Afortunadamente, no se destruyó también su campanario, sino que se mantiene erguido en su lugar, mostrando sus dos elegantes pisos de huecos geminados de campanas en cada cara.

Detalle de los huecos para las campanas

Románico en la ciudad de Huesca

San Pedro el Viejo de Huesca

Edificio religioso que se constituye en el lugar que ocupaba el templo mozárabe que servía de de culto a la comunidad cristiana durante los largos siglos de ocupación musulmana.

Se trata de una iglesia del primer tercio del siglo XII aunque con muchos añadidos de otras épocas, como suele ser habitual.

Capitel del Claustro de San Pedro el Viejo de Huesca

Aunque la iglesia es interesante, lo más destacado es el magnífico claustro compuesto por cuatro pandas con arcos de medio punto sostenidos por dobles columnas pareadas.

Claustro de San Pedro el Viejo de Huesca

Aunque hay bastantes capiteles que son réplicas de los originales, se puede decir que su calidad es extraordinaria.

Todo un conjunto de escenas bíblicas de gran contenido narrativo se pueden encontrar en este claustro.

Capitel del claustro de San Pedro el Viejo, Huesca

Más información del Monasterio de San Pedro el Viejo

Palacio de los Reyes de Aragón, Huesca

El Palacio Real, o de los Reyes de Aragón, se encuentra en la zona más alta de la ciudad de Huesca. Este edificio se construyó entre finales del siglo XII y comienzos del XIII, y constituye uno de los pocos vestigios que se han conservado en la Península Ibérica de románico civil. Desde finales del siglo XV el edificio fue ocupado por la Universidad de Huesca, fundada por el rey Pedro IV en el siglo XIV. Del antiguo Palacio de los Reyes de Aragón tan sólo ha sobrevivido al paso de los siglos el Salón del Trono y una torre hexagonal que reaprovechó el espacio de la antigua Zuda musulmana, con las conocidas como Sala de Doña Petronila y, en la parte inferior, la Sala de la Campana. Estos espacios se encuentran integrados en el Museo Provincial, que ha logrado reaprovechar estas salas para la exposición permanente de las piezas.

Sala de Doña Petronila

La Sala de Doña Petronila en realidad es la antigua capilla del Palacio Real, y, la llamada Sala de la Campana, situada en el nivel inferior actuaría como cripta de este espacio.

Palacio de los Reyes de Aragón: Sala de Doña Petronila

Esta capilla es gemela a la iglesia de San Gil de Luna, aunque en ésta existe abovedamientos y en la sala oscense no. Tiene una planta hexagonal, condicionada por la estructura de la antigua fortificación islámica. La cabecera está formada por un ábside semicircular, que se precede de un presbiterio y una nave, y se cubre por medio de un tejado a dos aguas, aunque originalmente todo el espacio se encontraría abovedado.

Sala de Doña Petronila

La parte inferior del ábside, el presbiterio y la nave se articula por medio de una arquería ciega de medio punto que confiere dinamismo al muro. El ábside además, se encuentra dividido en cinco tramos por medio de unas columnas de gran esbeltez.

Sala de Doña Petronila: capitel de la Anunciación y la Visitación

Todos los capiteles de esta sala son historiados, y su talla es de una delicadeza extraordinaria, lo que denota la calidad de los escultores que se encuentran detrás de este proyecto. Muchos de ellos conservan restos importantes de policromía.

Capitel con restos de policromía de la Matanza de los Inocentes

En lo relativo a la iconografía predominan las escenas del Ciclo de la Natividad y algunas de la vida pública:

    • Anunciación y Visitación
    • Aparición del ángel en sueños a San José
    • Nacimiento de Jesús
    • Anuncio de la buena nueva a los pastores
    • Adoración de los Reyes Magos
    • Matanza de los inocentes
    • Circuncisión de Jesús
    • La Huida a Egipto de la Sagrada Familia
    • Dos animales junto a árbol
    • Tentaciones de Cristo en el desierto por el diablo
    • El último, tradicionalmente, se ha identificado como la Transfiguración, pero más probablemente se trata del intento de lapidación de Jesús por los escribas y fariseos (Jn. 8. 56 - 59):

Abraham, vuestro padre, se regocijó de que vería mi día; y lo vio y se regocijó. Le dijeron entonces los judíos: Aún no tienes cincuenta años, ¿y has visto a Abraham? Jesús les dijo: De cierto, de cierto os digo: Antes que Abraham fuese, yo soy. Tomaron entonces piedras para arrojárselas, pero Jesús se escondió y salió del templo; y atravesando por en medio de ellos, se fue.

Sala de la Campana

Por medio de una escalera situada en el sur del torreón se comunica con la Sala de la Campana. Este espacio también tiene planta hexagonal, alargada en dirección este-oeste y cubierta con bóveda de arista y bóvedas de horno en sus extremos norte y sur. Se ilumina por medio de dos ventanales en el ábside norte y otro, descentrado, en el sur, con una gran derrama. El nombre de esta sala deriva de una antigua leyenda, que narra como el rey Ramiro II el Monje (1134-1137) mandó cortar la cabeza de algunos nobles que se rebelaron durante su reinado, usando la cabeza del obispo como badajo de una campana situada en esta sala.

Sala de la Campana

Salón del Trono

El otro espacio que se ha conservado del antiguo Palacio de los Reyes de Aragón es el Salón del Trono, que se comunica con la Sala de la Campana y la Sala de Doña Petronila por medio de dos vanos situados en el muro norte. Es un espacio de planta rectangular, muy modificado, cuyos muros se cubren con gruesos sillares y que se ilumina por grandes vanos situados en la parte superior de los muros.

Desde 1690 esta sala fue utilizada como Paraninfo de la Universidad de Huesca, y debió de ser en ese momento cuando se sustituyó la primitiva cubierta medieval por la bóveda actual.

Ermita o Santuario de Nuestra Señora de Salas

El Santuario de Nuestra Señora de Salas se encuentra a un kilómetro al sureste de la ciudad. Es un edificio de gran belleza, cuya fecha de construcción resulta incierta, y que se ha modificado mucho a lo largo de los siglos. A finales del siglo XII y comienzos del XIII las fuentes indican que la reina Doña Sancha (1154--1208) reedificó esta iglesia, con lo cual anteriormente ya debía de haber aquí un templo, de estructura desconocida. El edificio del siglo XIII debía de tener tres naves, aunque tan sólo se ha conservado de época medieval su cabecera, el hastial occidental, la parte baja de la torre y algunos muros perimetrales. Todo esto evidencia una iglesia de un gran tamaño, que sigue los modelos y diseños característicos del tardorrománico. El resto del edificio se corresponde con una reforma realizada en el siglo XVIII por el arquitecto José Sofí, que modificó por completo el interior.

Portada occidental de la Ermita o Santuario de Nuestra Señora de Salas, Huesca

Exterior

Es en la fachada de los pies donde mejor se observan los restos medievales. Este muro se encuentra estructurado por una portada formada por un arco de medio punto abocinado mediante seis arquivoltas, decoradas con motivos geométricos, que se apoyan en sus correspondientes columnas con capiteles finamente labrados con formas vegetales. Sobre la misma hay un gran óculo, cuya tracería calada fue realizada en el siglo XX. La estructura general recuerda a la portada de La Anunciata de la Seu Vella de Lleida, edificada en los mismos años.

Nuesta Señora de Salas. Huesca

La cabecera es plana, con cuatro ventanas estrechas en forma de aspillera, aunque originalmente contaba con un gran ventanal en la parte superior, del que tan sólo se ha conservado parcialmente la parte inferior.

En el muro septentrional se adosó en el siglo XVI un pequeño porche con una arcada de medio punto y, en el interior, puede verse una puerta formada por un sencillo arco de medio punto que en la actualidad se encuentra cegado. Junto a ella hay otras tres ventanas con forma de aspillera que se corresponden con la parte inferior de la torre campanario.

Interior

En su interior se conserva la talla románica de la Virgen de Salas, protagonista de algunas Cantigas de Alfonso X el Sabio (1252-1284), y la Virgen de la Huerta, realizada en el siglo XIV.

La llamada Virgen de Salas es una talla de madera sobredorada del s. XIII recientemente restaurada que, al parecer, procede de la localidad de Salas Altas. Se trata de una talla tardorrománica con una Virgen entronizada de dulces facciones que sostiene al Niño en brazos.

Virgen de Salas

La Virgen de la Huerta es una talla de madera recubierta de plata, con una Virgen representada de pie, que sostiene al Niño en brazos, de estética gótica.

En el interior también pueden verse, en la cabecera, algunas pinturas murales que se conservan en buen estado, con una iconografía que gira en torno a las santas Catalina y Lucía.

Iglesia de San Miguel de Foces, Ibieca

La sorprendente iglesia de San Miguel de Foces se halla en medio del campo, a unos pocos kilómetros de la localidad oscense de Ibieca.

San Miguel de Foces en su entorno pisaj´sitico

Siempre sorprende acceder a este edificio tan perfectamente construido por una pista de tierra, por su localización en medio de un prado rodeado de campos de cereales.

Óculo norte

Realmente San Miguel de Foces es una iglesia gótica, completamente abovedada por crucería, tres ábsides ya poligonales e interesantísimas pinturas murales pertenecientes al periodo del gótico lineal en su interior.

San Miguel de Foces: ábside central de planta poligonal

Sin embargo, aparece en la sección del románico de la Hoya de Huesca y el Somontano porque aún cuenta con resabios románicos, como su puerta sur, de arquivoltas de medio punto, muy relacionada con la de la Ermita de Salas de Huesca y la Puerta del Palau de la Catedral de Valencia.

Puerta en el muro sur

También hay que señalar algunos capiteles figurados con iconografía arcaizante románica en el interior de la cabecera.

Capiteles figurados en el interior

Más información de San Miguel de Foces - Ibieca

Monasterio de Santa María de la Gloria de Casbas

El de Casbas fue un relevante monasterio cisterciense femenino situado al este de la comarca de la Hoya de Huesca.

Todavía conserva un importante conjunto de edificaciones y estancias monacales, pero muy transformadas en siglos bajomedievales y postmedievales.

Lo más apreciable desde la óptica románica es la iglesia, aunque también ha sufrido importantes alteraciones. Se conserva la cabecera tripartita, la cúpula del cimborrio y una puerta muy decorada en el muro meridional con un tímpano que lleva crismón trinitario que acoge en su centro un Agnus Dei.

Puerta de la iglesia. Monasterio de Casbas

Más información de Monasterio de Santa María de la Gloria de Casbas

Románico en el Somontano

Colegiata de Alquézar

Alquézar es una bellísima y medieval población declarada Conjunto Histórico Artístico, localizada en el cañón del río Vero.

Capitel de Alquézar. Huesca

Su origen es musulmán y fue reconquistada por el rey Sancho Ramírez en el año 1065.

En 1099, el rey aragonés Sancho Ramírez dotó a Alquézar de una comunidad de canónigos agustinos y se construyó una iglesia colegiata románica que fue sustituida por otra tardogótica en el siglo XVI.

En el siglo XIV se construyó el claustro gótico pero de formas arcaizantes cercanas al románico (arcos de medio punto sobre columnillas pareadas) y decorado con pinturas murales sobre la infancia de Jesús.

Capitel de Alquézar. Huesca

A nosotros nos interesa especialmente los arcos sobre columnas románicas de la primera mitad del siglo XII y que sobrevivieron en el claustro gótico. Hay seis capiteles historiados románicos que relatan fundamentalmente temas del Génesis:

  • La creación de Adán (la Trinidad es representado como un cuerpo con tres cabezas)
  • La Tentación de Eva y Adán en el Paraíso y Caín y Abel
  • El Diluvio Universal
  • La Historia de Abraham
  • El banquete de Herodes con Salomé bailando y San Juan el Bautista decapitado
  • Personajes del clero participando de la consagración de la iglesia románica en el año 1099.

También citamos el magnífico Cristo de Lecina, espléndida talla de madera del siglo XII avanzado.

Más información de la Colegiata de Alquézar

Colegiata de Berbegal

La Colegiata de Berbegal desgraciadamente de continuas noticias como consecuencia del pleito con el Obispado de Lleida a cuenta de su valioso frontal de altar que quiere recuperar para llevarlo al Museo de Barbastro.

Interior de la cabecera de la iglesia de Berbegal

No obstante, Santa María la Blanca de Berbegal es, además, un notable edificio del románico oscense, ubicado en el Somontano de Barbastro. Fue iniciado en el siglo XII con adiciones y reformas del XIII y XVI. De la primera fase queda una monumental cabecera de tres ábsides, el transepto y un tramo de naves, además de una puerta -en el muro norte- con un tímpano colocado recientemente bajo sus arquivoltas y que se hallaba encastrado en un muro próximo.

Tímpano de la puerta norte

Interesa también el pórtico añadido en el muro sur, obra más tardía, para soportar el peso del campanario, pues su colección de capiteles todavía guarda tradición románica.

Capitel del pórtico

Más información de la Colegiata de Berbegal

 

Suscripción
Boletín Electrónico Histórico de Boletines
Tiendas
Tiendas Online: compras e inscripciones
Libros de Arte Libros de Historia Medieval
Ebooks Revistas de Arte
Vídeo y Música Maquetas
Artesanía Medieval Cursos Presenciales
Cursos Online Viajes y Visitas Guiadas
Tienda Física
Establecimiento Comercial
Contenidos
Contexto histórico
Edad Media en Europa Edad Media en España
Sociedad Medieval Cultura Medieval
Política Medieval Religiosidad Medieval
Biografías  
Arte Prerrománico
Visigótico Asturiano
Mozárabe Prerrománico en Europa
Arte Bizantino  
Arte Románico
Arquitectura románica Escultura románica
Pintura románica Manuscritos iluminados
Camino de Santiago Simbolismo románico
Monasterios románicos Pilas bautismales
Imaginería y eboraria Orfebrería y esmaltes
Puentes medievales Románico porticado
Restauraciones  
Por provincias
Segovia Ávila Salamanca Zamora
Valladolid Palencia Burgos Soria
León Guadalajara Cuenca Madrid
Navarra Huesca Zaragoza Teruel
Barcelona Girona Lleida Tarragona
Cantabria Asturias Coruña Pontevedra
Orense Lugo Álava Vizcaya
La Rioja Cáceres Badajoz Jaén
Córdoba      
Otros países
Arte románico Francia Arte román. Alemania
Arte románico Portugal Arte román. Inglaterra
Arte románico Italia Arte rom. Escandinavia
Resto de Europa Líbano y Palestina
Arte Mudéjar
Arquitectura mudéjar
Por provincias
León Zamora Salamanca Valladolid
Segovia Ávila Guadalajara Madrid
Toledo Zaragoza Teruel Cáceres
Badajoz Córdoba Sevilla  
Arte Gótico
Arquitectura Gótica Vidrieras
Por comunidades
Castilla y León Castilla La Mancha
Madrid Andalucía y Murcia
Extremadura Cataluña
Aragón Valencia y Baleares
Navarra/Rioja/P.Vasco Norte de España
Arte Islámico
Islam y Al-Andalus Arte Califal
Reinos de Taifas Almorávide/Almohade
Nazarí  
Castillos
Castillos - Arquitectura
Por comunidades
Castilla y León (norte) Castilla y León (sur)
Cast. Mancha y Madrid Extremadura
Andalucía y Murcia Canarias
Valencia y Baleares Canarias
Cataluña Aragón
Navarra/Rioja/P.Vasco Galicia y Cantabria
Arte no medieval
Arte Prerromano Arte Romano
Arte del Renacimiento Arte Barroco
Neoclásico y romántico  
Más información
Diccionario Enlaces
Animaciones y Vídeos  
Monografías
Catedrales de España Monasterios de España
Monumentos por conocer Conjuntos Históricos
Museos Rutas
Otros lugares de España Monumentos de Europa

Acceso a cursos de arte por Internet


Comprar ebooks Arte e Historia Medieval

EBOOKS (LIBROS EN FORMATO DIGITAL) PARA APRENDER ARTE E HISTORIA MEDIEVAL


Comprar libro

Título: DE TOLEDO A HUESCA. SOCIEDADES MEDIEVALES EN TRANSICIÓN A FINALES DEL SIGLO XI (1080-1100)

Comprar libro

Título: LOS REYES DE ARAGÓN

Comprar libro

Título: LOS TEMPLARIOS

Comprar libro

Título: PEDRO I DE ARAGÓN Y NAVARRA

Comprar libro

Título: SIERVOS MEDIEVALES DE ARAGÓN Y NAVARRA EN LOS SIGLOS XI-XIII

Comprar libro

Título: VIVIR Y SENTIR EN LA EDAD MEDIA. EL MUNDO VISTO CON OJOS MEDIEVALES

Comprar libro

Título: RAMIRO II DE ARAGÓN, EL REY MONJE (1134-1137)

Comprar libro

Título: LOS MONJES SOLDADOS, LOS TEMPLARIOS Y OTRAS ÓRDENES MILITARES

Comprar libro

Título: LA ANTIGÜEDAD TARDÍA EN ARAGÓN (284-714)

Comprar libros Historia Medieval

LIBROS PARA CONOCER LA MENTALIDAD Y COSTUMBRES DURANTE LA EDAD MEDIA EN ARAGÓN


Cursos Online
Viajes Guiados
Seminarios presenciales de Arte Medieval

* Última actualización de "ARTE ROMÁNICO EN LA HOYA DE HUESCA Y SOMONTANO" en mayo de 2016

AVISO LEGAL